Seleccionar página

La semana pasada hablamos de las características generales de las franquicias y de su posibilidad de ser desarrolladas en el medio local. Una vez asentado esto surge la pregunta sobre qué franquicia buscar. La respuesta no es fácil dado que cada medio local es particular y peculiar. Sin embargo no  debemos de perder de vista las dos dimensiones que estamos tratando. La primera es la actividad económica a desarrollar en sí, es decir la oportunidad de negocio. La segunda son las características internas de funcionamiento de la propia franquicia.

Respecto al negocio en sí lo primero es conocer en profundidad nuestro medio local para una vez detectadas las oportunidades de negocio buscar qué franquicia puede cubrirlas. Siendo prácticos yo aconsejaría echar un vistazo a los mal llamados Nuevos Yacimientos de Empleo (de “Nuevos” no tienen nada), cuya potencialidad en función de cada medio local tiene más o menos posibilidades de desarrollarse.

Como no se trata de hacer una disertación sobre la definición y composición de los Nuevos Yacimientos de Empleo, nos basta con saber que se trata de buscar sectores de actividad que ocupen los vacíos existentes en el ámbito local y/o que puedan buscar satisfacer necesidades sociales insatisfechas. Y que estas actividades económicas podemos clasificarlas en: servicios a la vida cotidiana; servicios a la mejora de la calidad de vida; servicios de ocio; y servicios medioambientales. Es decir, estamos hablando, desde servicios de guardería, atención a las necesidades de las personas mayores, reparaciones especializadas en mejorar la calidad de vida, servicios de seguridad, etcétera; hasta actividades que redunden en la mejora de la eficiencia energética.

No se nos debe olvidar que el medio local es un ser vivo que está en constante movimiento. Por un lado las dotaciones e infraestructuras físicas están modificándose, por ejemplo ni las vías de comunicación terrestre son las mismas que hace 20 años, ni el ancho de banda del ADSL es el mismo que hace 5. Esto posibilita además que no sólo busquemos una franquicia pensando en la población local como cliente, una franquicia de servicios puede asentarse en el medio local pero trabajar en cualquier otro nivel. Por otro lado las necesidades sociales son cada vez distintas, la población envejece, pero también los niños reclaman otros servicios asistenciales y de ocio que no están obligados a prestar las Administraciones Públicas; por ejemplo ludotecas. Lo que no debemos perder de vista son las características de la población que habita el medio local al cual nos dirigimos.

Y cuando tengamos todo lo anterior no olvidemos pensar en el impacto que sobre el medio local va a generar nuestra actividad, si es positivo: ¡Adelante! Por cierto la competencia siempre es positiva, obviamente a nuestros competidores directos no les gustará que se implante nuestra actividad, pero no es su opinión la que nos interesa.

Una vez que sabemos qué tipo de negocio en régimen de franquicia vamos a desarrollar tenemos que comparar las diferentes franquicias que se adecuan a lo que buscamos. Para analizar esta segunda dimensión debemos tener en cuenta distintos factores, que aunque sean genéricos a la hora de intentar ser franquiciado hay que enfocarles en clave local.

Por un lado tendríamos los factores más generalistas donde lo local poco o nada importa. Temas como los cánones y royalties a pagar al franquiciador, o los márgenes de beneficios que ofrecen. Que tienen que ver más con nuestro plan económico-financiero que con el enfoque local del negocio.

Por otro están los factores que sí se ven directamente influidos por el medio local. Así nos encontramos con aspectos tan dispares como:

  • La notoriedad de la marca. No se trata sólo de que sea conocida y tenga buena fama a nivel general. También que esté en sintonía con el medio local.
  • La calidad del producto o servicio ofrecido, que debe ser al menos igual, por no decir superior, a otros servicios que generalmente se oferten en el medio local.
  • El know-how y formación que ofrece la empresa. Procurando que este los protocolos de trabajo se encuentre el enfoque hacia el público local.
  • La exclusividad que ofrecen en mi medio local y en los medios locales colindantes a la hora de trabajar el producto o servicio.
  • La inversión y modo de inversión en publicidad de la franquicia. Deberemos cuidar que esta se dirija a nuestro público local. De nada nos sirve en un entorno rural que la franquicia invierta en medios de comunicación locales urbanos.
  • Asistencia de partida y servicios de apoyo durante el desarrollo de la actividad que estén especializados en el desarrollo local de los negocios, que conozcan cómo se mueve la actividad.

Aunque evidentemente todo lo dicho hasta aquí puede ser obvio, en función de que tengamos más o menos conocimientos sobre el tema, no debemos olvidarnos de ninguno de estos aspectos.

Evidentemente no todo consiste en que nosotros seamos quienes elijamos a la franquicia, la franquicia tiene que aceptarnos también a nosotros. Por eso otra importante tarea será la de convencer al franquiciador de que se dan las posibilidades para que su idea de negocio se desarrolle en nuestro ámbito local. El franquiciador maneja sus parámetros, que nosotros conocemos, y es quien tiene la posibilidad de ser flexibles en alguno de ellos. Existen tantas posibilidades de flexibilidad como franquiciadores. En el anterior post mencionábamos el ejemplo de la población.

No se trata de convencer al franquiciador sino de exponer razones objetivas. Y no olvidemos nunca que la última palabra no está en nuestras manos.

Y finalmente recordar algo que debe estar presente en todo proceso que lleve a desarrollar cualquier actividad en la vida y especialmente si es económica, donde te juegas entre otras cosas tus recursos: haz algo que te guste y apasione, no sólo mires sólo la rentabilidad del negocio.

¿Cómo es tu medio local y cuáles son las claves para implantar una franquicia en él?

 

Fotografía: Por SongChangHun  CC0 Public Domain. [http://pixabay.com/es/service/terms/#download_terms], vía http://pixabay.com/